Duroc Artysan es ternura, jugosidad y sabor.
Un auténtico placer para los paladares más exigentes.

1
1

Selección genética

La base de trabajo de nuestra empresa es el cerdo raza Duroc. Un adecuado control de la selección de la estirpe genética unido al empeño empresarial de ofrecer al mercado algo diferente, de calidad y exclusivo, han dado lugar al nacimiento del cerdo Duroc de Artysán.

Alimentación natural

Una alimentación natural a base de materias vegetales que se va adaptando al ciclo de crecimiento de los animales les confiere la más completa y controlada nutrición.

Bienestar animal

Nuestra empresa está firmemente concienciada con el bienestar animal por lo que se han puesto en marcha controles que garantizan que los animales disfrutan de un apropiado manejo y de unas adecuadas instalaciones durante todas las fases del ciclo productivo.

Calidad Duroc

El Duroc confiere a la carne una textura, una jugosidad y un sabor inigualables. El veteado graso intramuscular otorga a la carne las propiedades organolépticas tan apreciadas por los más exigentes paladares.

Seguridad alimentaria

Nuestra empresa cuenta con los más altos estándares de seguridad y calidad alimentaria. Normas internacionales que garantizan un producto final que goza de una seguridad y calidad alimentaria contrastada.

Ciclo cerrado

La importancia que le damos a la necesidad de tener todo el proceso bajo control, nos permiten gestionar íntegramente en nuestras instalaciones y con un equipo perfectamente cualificado, la totalidad de la cadena productiva.

Nuestra raza Duroc permite el cruce con la raza Ibérica.

Duroc Artysan es una raza exclusiva que ofrece la máxima calidad de carne posible.

Los productos de Duroc Artysan forman parte de la tradición de nuestra gastronomía, convirtiéndose muchos de ellos en sellos de nuestra calidad.
Empeño, dedicación, esfuerzo y unas enormes ganas de mejorar y aprender hacen que, con cada nuevo proyecto, nos involucraremos hasta lograr la plena satisfacción de todos nuestros clientes.
Hace más de cuatro décadas la familia Miguel comenzó su andadura profesional en el mundo de la alimentación. Hoy, varias generaciones después, el Grupo Alejandro Miguel nace con una renovada vocación apostando por una gran diversificación y mejora continua. Nuestras marcas Artysan, ibéricos Altadehesa, Los Berones y Alejandro Miguel ofrecen un amplio abanico de productos de la máxima calidad para satisfacer los paladares más exigentes de todo el mundo. El control de la totalidad del proceso productivo desde la selección de las estirpes genéticas, la alimentación a base nuestros propios piensos, la cría en nuestras granjas respetando íntegramente el bienestar animal y la matanza cumpliendo las máximas exigencias establecidas en estándares de seguridad e higiene alimentaria, sitúan al Grupo en uno de los referentes del sector cárnico nacional. Empeño, dedicación, esfuerzo y unas enormes ganas de mejorar y aprender hacen que, con cada nuevo proyecto, nos involucraremos hasta lograr la plena satisfacción de todos nuestros clientes.